GRAFENO: control del hidrógeno

por | Nov 27, 2014 | Noticias | 0 Comentarios

Científicos de todo el mundo siempre han estado detrás de poder conseguir el control del hidrógeno y sus reacciones químicas atómicas, no es de extrañar dado que el 75% de la materia visible de nuestro universo está basado en este importante elemento químico.

El GRAFENO gracias a su tamaño, fortaleza y capacidad de reaccionar con partículas subatómicas, puede haber abierto la puerta al control del hidrógeno con una aplicación sin precedentes anteriores que traerá consecuencias planetarias.

Una pila o celda de combustible es como una pequeña central nuclear, si bien en la central los reactores nucleares trabajan para la fisión de núcleos atómicos obteniendo energía del mismo en forma de calor, las pilas de combustible en cambio se basan en crear energía mediante un dispositivo electroquímico en el que el combustible y la oxidación fluyen para su reacción química y así crear energía eléctrica.

Científicos de la universidad de Manchester en su último estudio publicado en la revista NATURE, ponen encima de la mesa la posibilidad real de separar el oxígeno del hidrógeno del medio ambiente de una forma eficaz que promete abrir una nueva era energética basada en la eficiencia y la sostenibilidad.

Al tamiz atómico de carbono que vale tanto para descifrar una hebra de ADN en segundos como para sensor molecular de partículas, se le ha encontrado el aprovechamiento perfecto para crear aplicaciones inmediatas en las celdas de combustible.

El equipo de Manchester sugiere en su estudio que las membranas atómicas de GRAFENO y GRAFENO BLANCO podrían extraer hidrógeno de la atmósfera húmeda y crear un generador eléctrico en forma de pila de combustible para crear energía del propio aire.

Tal vez sea la noticia más importante que ha dado el GRAFENO en sus 10 años de vida por las consecuencias que traerá, esperamos con impaciencia su mayoría de edad, para entonces el mundo ya habrá empezado a cambiar su modelo energético. Bienvenidos al futuro.

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *